.
Mostrador de bienvenida con sillas y televisión

Cómo elegir una comunidad para mayores

Decidir si mudarse a una comunidad de vida independiente, de vida asistida o de cuidados para la memoria puede ser una elección difícil. Sin embargo, si conoce lo que hace diferente a cada comunidad, podrá instalarse en el hogar perfecto para sus necesidades.

Aunque investigar en Internet puede ser útil para explorar sus opciones, visitar una comunidad en persona le dará una visión más completa de la vida en ella.

VIDA INDEPENDIENTE

¿Está preparado para empezar a vivir un estilo de vida con menos responsabilidades? Entonces le encantará la vida independiente. Mientras que algunas personas pueden disfrutar de las tareas cotidianas, como cocinar, la vida independiente le ofrece más opciones, para que pueda dedicar su tiempo a las cosas que le hacen feliz.

La vida independiente significa precisamente eso. Puede gestionar su día con una asistencia mínima o nula en las actividades de la vida diaria, como bañarse, vestirse, administrar la medicación y moverse.

Servicios e instalaciones de vida independiente

Muchas comunidades ofrecen cómodos servicios in situ, como:

  • Piscinas
  • Centros de fitness
  • Salones de belleza y peluquerías
  • Bibliotecas
  • Bares y bistrós
  • Salas de billar
  • Estudios de yoga
  • Estudios de arte
  • Caminos de ronda

Las mejores comunidades tienen un programa completo de actividades y eventos recreativos, culturales y de aprendizaje.

VIDA ASISTIDA

Si usted es una persona mayor que desea una mayor asistencia en las actividades de la vida diaria, entonces la vida asistida puede ser adecuada para usted.

Es una buena opción si necesita una ayuda para mantener su independencia. Esto incluye ayuda para bañarse, vestirse, asearse, preparar las comidas o recordar la toma de medicamentos. Aquí también hay muchas oportunidades y espacios para socializar con regularidad. Estas comunidades suelen tener actividades frecuentes y programadas dentro y fuera de las instalaciones que crean vínculos entre los residentes y fomentan una vida sana y comprometida.

Las comunidades de vida asistida ofrecen los mismos servicios que las de vida independiente, como limpieza y mantenimiento in situ y servicios de comedor y lavandería. Sin embargo, hay algunas distinciones que hacen que la vida asistida sea única, como la atención las 24 horas del día, tres comidas preparadas al día y planes de atención personalizados.

Los apartamentos están modificados para facilitar la movilidad. Verá que las puertas son más anchas, las duchas o bañeras son accesibles y las barras de seguridad garantizan la comodidad, la seguridad y el confort.

Cuidado de la memoria

Las comunidades de atención a la memoria se especializan en el cuidado de adultos mayores que han recibido un diagnóstico de enfermedad de Alzheimer u otras formas de demencia. En una comunidad de cuidados continuos, quienes tienen un deterioro progresivo de la memoria pueden hacer fácilmente la transición de la vida independiente o la vida asistida al cuidado de la memoria. Los residentes pueden aumentar su nivel de atención y, al mismo tiempo, eliminar la ansiedad y la confusión que puede provocar el traslado a un lugar nuevo.

Además de todos los servicios y comodidades que ofrecen las comunidades de vida independiente y asistida, las comunidades de atención a la memoria también ofrecen servicios, comodidades y actividades específicas para la memoria. El personal altamente cualificado se encarga de la supervisión y la asistencia en las tareas diarias las 24 horas del día. Los días están repletos de actividades diseñadas para involucrar la mente y mantener las habilidades y la independencia. Las comidas, el transporte dentro y fuera de la comunidad, la administración de la medicación y otras tareas rutinarias son asistidas y supervisadas de cerca.

En general, las residencias de atención a la memoria están situadas en alas o plantas separadas de una comunidad con seguridad adicional. Dado que los residentes de atención a la memoria son más propensos a deambular, sus zonas de estar están diseñadas de forma agradable y fácil de navegar con un mayor nivel de seguridad para garantizar su seguridad.

REHABILITACIÓN Y ESTANCIA PROLONGADA

Si usted o su ser querido necesitan una atención postoperatoria o poshospitalaria que aborde las necesidades de recuperación médica a diario, la rehabilitación y la estancia prolongada ofrecen una situación de vida ideal. Mientras que algunas personas pueden ser derivadas directamente a los servicios de rehabilitación desde un hospital de cuidados agudos, otras en busca de los mismos servicios y comodidades durante el tiempo que necesiten pueden utilizar los programas de estancia prolongada.

Servicios e instalaciones de rehabilitación y de estancia prolongada

Al igual que las comunidades de vida asistida y de atención a la memoria, las comunidades de rehabilitación y de estancia prolongada enriquecen la vida de sus residentes a la vez que se centran en la recuperación y el bienestar general. Estas comunidades ofrecen supervisión de enfermería las 24 horas del día, comidas, actividades, programas de bienestar y apoyo a la gestión de la salud de los residentes después de la cirugía y del hospital. En colaboración con los médicos de los pacientes, se desarrolla un plan de atención individual para garantizar una salud óptima. Además, muchas comunidades de rehabilitación y de estancia prolongada cuentan con gimnasios terapéuticos.

Si todavía no está seguro de qué tipo de comunidad es la mejor para usted o su ser querido, consulte este práctico cuadro.